Aspectos prácticos para evaluar el arranque de los pollitos reproductores

Aspectos prácticos para evaluar el arranque de los pollitos reproductores

El manejo durante los primeros siete días de vida es vital, ya que tiene influencia sobre la salud y el rendimiento durante toda la vida del ave, por eso es esencial proporcionar un buen arranque a los pollitos reproductores cuando llegan a la granja para su salud y bienestar, uniformidad, rendimiento y desarrollo del lote:

  • Desarrollo de órganos y una buena estructura intestinal
  • Desarrollo del sistema inmunológico y cardiovascular
  • Desarrollar una buena estructura ósea y desarrollo de la pluma
  • Desarrollo de la termorregulación

En este artículo se pretende revisar aspectos relevantes a tener en cuenta para proporcionar una buena recepción de los pollitos reproductores en la granja y conseguir que éstos tengan un buen arranque.

Imagen 1. Nave de pollitos

 

Para ello se debe de conocer los aspectos más importantes a tener en cuenta antes, durante y después de la descarga realizando una correcta monitorización de los parámetros y revisión en cada etapa del proceso.

Las naves deben de estar listas y con los equipos limpios y revisados previamente, la temperatura ambiente y la humedad relativa deben haberse estabilizado por lo menos 24-48 horas antes del alojamiento de los pollitos,

  • una vez alcanzada la temperatura óptima del suelo esparcir la cama y asegurar que se alcanza temperatura óptima de la cama ya que es dónde estarán alojados los pollitos.

Condiciones ambientales óptimas

  • Temperatura ambiente a nivel de las aves: 32-35oC (en función de la humedad relativa)
  • Temperatura de cama: 28-30oC*
  • Temperatura del suelo: 24-28oC
  • Humedad relativa: 60-70%
  • Velocidad de aire: Máximo 0,15 m/segundos
  • Niveles CO2: <3.000ppm

Tabla 1. Principios sobre cómo pueden variar las temperaturas de bulbo seco necesarias para lograr las temperaturas equivalentes con valores variables de HR. Manual reproductoras AVIAGEN.

¿Qué material necesitamos?

  • Termómetro láser
  • Cámara termográfica
  • Medidor de temperatura ambiente que sirva también para medir el CO2 y la humedad relativa de la nave
  • Anemómetro para medir la velocidad de aire

Imagen 2. Termómetro láser

 

Imagen 3. Cámara termográfica

Imagen 4. Medidor CO2

Imagen 5. Anemómetro

Cuando se reciban lotes de distintas edades de los progenitores, el alojamiento debe planificarse de manera que se pueda alojar las aves por separado, procurando que el tamaño del pollito sea lo más uniforme posible, siendo fundamental para su rendimiento posterior, además, suelen necesitar condiciones ambientales distintas.

  • En el caso de pollitos de lotes jóvenes lograrán los objetivos de peso corporal más fácilmente si se mantienen separados hasta el momento de la clasificación.

Alojar los machos en naves separadas de las hembras permitirá tener mayor control sobre ellos y se podrá realizar un manejo en función de sus necesidades, normalmente los machos suelen tener más dificultad de adaptación que las hembras durante los primeros días.

DURANTE LA DESCARGA

La descarga es un momento delicado por lo que debe de realizarse con rapidez evitando que queden las cajas expuestas mucho tiempo a la intemperie tanto en invierno, por las corrientes de aire, como en verano por las altas temperaturas. Se debe disponer del personal suficiente para hacerlo de una manera práctica y rápida.

Hay que tener en cuenta:

  • Evitar tener mucho tiempo las aves dentro de las cajas, en su interior la circulación del aire es deficiente
  • No apilar más de 4 cajas y situarlas lejos de los equipos de calefacción
  • Si la descarga no es lo suficientemente rápida, reducir la consigna de temperatura a 26ºC para evitar asfixias y deshidrataciones
  • Si se vacuna al primer día de vida se debe de ajustar la temperatura en función a las necesidades de los pollitos, debemos de evitar que se enfríen ya que no regulan su propia temperatura hasta los 12-14 días de edad.

Los pollitos se deben de descargar suavemente colocándolos cerca del alimento y del agua, no deben de tener que desplazarse más de 1 m para tener acceso a la comida y bebida.

Imagen 6. Pollitos cerca del agua

Es fundamental que empiecen a comer y beber lo antes posible para contribuir al desarrollo adecuado del tracto digestivo, mejorar su inmunidad, el crecimiento inicial y la uniformidad.

PUNTOS A CONSIDERAR:

Para facilitar el consumo de agua:

  • Disponer de agua limpia y fresca (alrededor de 21oC) realizando tantas renovaciones de agua como sea posible (Flushing)
  • Número de bebederos suficientes(12 aves / tetina o mínimo 8 bebederos de campana/1.000 aves)
  • Revisar la altura de los bebederos diariamente: Los dos primeros días la tetina debe de ajustarse a la altura del ojo, alrededor del tercer o cuarto día debe colocarse a un ángulo de 45º en relación con la cabeza del pollito. El nivel del agua de los bebederos de campana debe estar cercano al borde del bebedero durante las primeras 24-72h.

Imagen 7. Altura del bebedero

  • Bebederos de primera edad (12 bebederos/1000 aves)
  • Control de la presión del agua se debe de ir ajustando en función de la edad y el peso de los animales (mínimo 60 ml/min)

Para facilitar la ingesta de comida:

  • Migaja tamizada o mini gránulo servido en bandejas (1 por cada 80 aves) y en papel (efecto llamada) para que el área de alimentación ocupe al menos el 80-90 % del área de cría evitando zonas sin comida ni bebida.
  • El pienso colocarlo cerca de los bebederos evitando que se moje.
  • Alimentación frecuente y volúmenes pequeños durante los 3 primeros, servidas en 5-6 veces al día ad libitum para que el pienso esté siempre fresco.
  • Presentación correcta del pienso con porcentajes de finos inferiores al 10%.

¿QUÉ MATERIAL NECESITAMOS?

  • Termómetro para líquidos
  • Gradilla para verificar una buena presentación del pienso
  • Envase pequeño y un cronómetro para medir la presión del agua (ml/min)

Imagen 8. Flushing

3. DESPUÉS DE LA DESCARGA

Después de la descarga es importante ajustar la iluminación y dar a los pollitos un tiempo de 1-2 horas para que se establezcan en su nuevo ambiente y observar, ya que los pollitos muestran su confort a través de su comportamiento y con el ruido que emiten:

  • Si se amontonan haciendo pequeños grupos y hacen mucho ruido es un indicativo de que hay de aumentar la temperatura
  • Si se distribuyen en los laterales de la nave alejándose de la fuente de calor es un indicativo de que hay que bajar la temperatura

Se debe de revisar que las sondas de temperatura estén a la altura de los pollitos para que los registros de temperatura sean reales y hacer registros diarios para un buen control.

Monitorear las temperaturas cloacales es una buena manera de determinar si las condiciones ambientales en la granja son las óptimas.

  • Durante los primeros 4-5 días después del nacimiento, la temperatura de la cloaca debe de estar entre 39,4 y 40,5oC (103-105oF).
  • Se deben de medir al menos 10 pollitos de 5 ubicaciones diferentes de la nave durante los primeros días.

¿Cómo medimos la temperatura cloacal?

Se debe de agarrar suavemente el pollito y sujetarlo de tal manera que se exponga la cloaca, colocar la punta del termómetro sobre la piel descubierta y medir la temperatura, no se debe de medir la temperatura en pollitos que tengan la cloaca húmeda o sucia.

Imagen 9. Temperatura cloacal

Monitorizar la calidad del pollito mediante la clasificación visual también nos aportará información útil que nos ayudará para saber más sobre su estado:

  • Pico: Debe estar bien formado, firme y recto, orificios nasales limpios
  • Reflejos: No debe tardar más de 2 segundos en darse la vuelta
  • Patas: Sin hinchazones ni codos rojos
  • Ojos: Limpios, brillantes y redondos Abdomen: Tacto suave, no duro
  • Ombligo: Bien cerrado

En las siguientes imagenes se puede observar enrojecimiento de pico y tarso y ombligos mal cerrados.

Imagen 10. Pico rojo

Imagen 11. Tarso rojo

Imagen 12. Ombligo mal cerrado

Posteriormente se debe de verificar que todos los pollitos tengan fácil acceso al pienso y al agua y ajustar la temperatura a su nivel en función de la humedad relativa, de su comportamiento y de su temperatura cloacal.

¿Cómo verificamos que las aves han encontrado la bebida y comida?

Una manera útil de verificarlo es evaluar el llenado del buche durante las primeras 48 horas, aunque las primeras 24 horas son las más críticas.

  • Una prueba inicial realizada 2 horas después del alojamiento indicará si las aves han encontrado el alimento y el agua, también se debe de hacer pruebas posteriores a las 8, 12, 24 y 48 horas después de la descarga para evaluar el desarrollo del apetito.
  • Se deben de tomar muestras de 30-40 pollitos en tres o cuatro puntos diferentes de la nave y palpar suavemente el buche.

Se debe de disponer de un buen sistema de iluminación:

  • Sistema de iluminación regulable que alcance intensidades altas (80-100 lux) para los primeros días e intensidades bajas para trabajar en penumbra
  • Proporcionar una buena uniformidad de luz en toda la nave evitando sombras
  • Luminarias con ausencia de parpadeo (flicker)
  • Evitar entradas de luz parásitas del exterior
  • Respecto la temperatura de color durante las primeras 3 semanas debe de ser una luz fría (5.000-8.000oK) ya que aumenta la actividad y el crecimiento durante la primera etapa ayudando también al sistema inmune, a partir de las 3 semanas debe de ser una luz cálida (2.800-3.500oK), promueve la producción de hormonas reproductivas y da tranquilidad.

Si han encontrado la comida y bebida tendrán el buche lleno, blando y redondeado.

Imagen 13. Buche lleno

Imagen 14. Buche vacío

 

El espectro de la luz ideal para reproductoras tanto en recría como en producción a partir de las 3 semanas de edad es tener un pico en la longitud de onda sobre 600 nm.

Figura 15. Espectro

Este tipo de espectro favorece el desarrollo reproductivo.

¿Qué material necesitamos para revisar el sistema de iluminación?

  • Espectrofotómetro para medir intensidad de luz, parpadeo (flicker), temperatura de color y espectro de luz.
  • Luxómetro para medir la intensidad de luz

Durante estos dos últimos años en granjas de reproductoras españolas, se han implementado algunas de estas mejoras, sobre todo en los machos ya que como hemos comentado anteriormente les cuesta más adaptarse que las hembras.

Se ha hecho un seguimiento de la evolución de bajas a primera semana de vida en machos que han sido recibidos con renovaciones de agua (flushing) constantes durante los primeros días en comparación con machos que no han sido recibidos con ésta mejora. Se ha visto que la mortalidad a primera semana es inferior en los machos recibidos con renovaciones de agua constantes (flushing).

Este estudio todavía se encuentra en proceso, por lo que en este artículo solamente se presentan los datos de 50 lotes de pollitos Ross 308, lotes libres de cualquier tratamiento antibiótico.

Figura 2. Porcentaje de mortalidad en machos a los 7 días

CONCLUSIONES

Los beneficios de revisar y monitorizar todos éstos parámetros durante la recepción de los pollitos reproductores en la granja y durante los primeros 7 días de vida, permiten:

  • Reducir el porcentaje de mortalidad durante la primera semana de vida y proporcionar un buen arranquea los pollitos obteniendo un mejor rendimiento y uniformidad del lote.
  • Disponibilidad de datos para el rápido análisis de la información y toma rápida de decisiones.
  • Datos reales y fiables que te permiten tomar decisiones para plantear cambios en próximas entradas de acuerdo a las necesidades de las aves.
  • Revisar y entender los datos hace que se trabaje de manera más eficiente

FUENTE: https://avinews.com/aspectos-practicos-para-evaluar-el-arranque-de-los-pollitos-reproductores/

 

Síguenos en nuestras redes

Suscríbete a nuestros boletines

Contacto:
info@ilp-ala.org
Usted es el visitante no:

974875